Miércoles Enero 23, 2019
Viernes, 14 Diciembre 2018 10:27

Rafael Moya: "Hay que inculcar la lectura a nuestros hijos, aunque sea cinco minutos al día" Destacado

Escrito por
Valora este artículo
(0 votos)

Ayer se presentó en la Casa de la Memoria la obra literaria Los perros mudos de Dios, del escritor Rafael Moya Ruiz, vecino de Hornachuelos. Unos mil ejemplares se han vendido ya de esta novela negra cuya tercera edición va a ver la luz después de Navidad. El autor recalcó la importancia de inculcar la lectura a l@s niñ@s.

mutiscanedei1El acto estuvo presentado por el concejal de Cultura del Ayuntamiento de Fuente Palmera, Quique González, que presentó al autor y también defendió la actividad de la lectura, sobre todo con los libros físicos, a pesar de la irrupción en el sector de las nuevas tecnologías. No obstante, señaló, la venta de libros en España se está recuperando tras una crisis voraz en los últimos años. mutiscanedei2

Rafael Moya Ruiz (Hornachuelos, 1970) se dedica profesionalmente a la gestión deportiva desde 1987, pero su auténtica pasión es escribir. En 2010 publicó su primera novela, La maldición del cuervo. En 2011 participó de la antología de microrrelatos de terror homenaje a Edgar Allan Poe. Su segunda novela fue Las cicatrices del agua, en 2015. Y en 2017 participó de la antología Inspiraciones nocturnas.mutiscanedei6

En este 2018 ha publicado Los perros mudos de Dios (Muti canes dei), adentrándose por primera vez en el género de la novela negra, muy poco tratado en Córdoba. Precisamente la ciudad de Córdoba y su Hornachuelos natal son los escenarios donde transcurre su historia. En ella aparecen reflejados los submundos paralelos que las personas de a pie no conocemos y que existen en todos los sitios y en todas las ciudades. El libro representa una Córdoba diferente, donde se tocan temas como la arquitectura, la religión e incluso la economía sumergida.mutiscanedei5 El autor, que se sumergió personalmente "en las cloacas de la ciudad a altas horas de la noche" para empaparse de la realidad, empleó más de ocho meses de investigación antes de comenzar a escribir la novela, contando además con los testimonios de un comisario ya retirado de la Policía Nacional de Córdoba, un inspector, un subinspector y varios oficiales. En definitiva, pasó por toda la jerarquía policial, que le reveló datos que normalmente no llegan a la opinión pública.

Aunque apoyado en testimonios reales, se trata de una novela de ficción y los escenarios de la capital aparecen cambiados de nombre. El libro empieza con una escena en la Plaza Capuchinos: mutiscanedei4

En pleno corazón de la ciudad de los Califas, y postrado en una profunda genuflexión a los pies del Cristo de los Faroles, una pareja encuentra a un dominico de la Orden de Predicadores de San Agustín con un hierro clavado en el costado derecho. Todo hace pensar que se trata de un asesinato, por lo que inmediatamente la Brigada de Homicidios de la ciudad abre una investigación. Paralelamente, el padre del fraile contratará a Roberto Bocanegra, un detective privado que fracasó en las oposiciones al Cuerpo Nacional de Policía, para que realice una investigación informal, en la que pueda apoyarse en métodos... digamos, menos científicos. 

Para intentar resolver el caso, el detective Bocanegra se verá obligado a sumergirse en las aguas negras de la inmoralidad de una ciudad que se resiste a olvidar su glorioso pasado. 

La novela se ha lanzado al mercado por la Editorial Algorfa (Málaga) y se está vendiendo en prácticamente todas las provincias andaluzas, aunque en tierras malagueñas es donde está teniendo mayor repercusión. De hecho, Rafael Moya ya trabaja en un nuevo libro contando con la colaboración del cuerpo de policía malagueño. Muti Canes Dei  también se está presentando en toda la comarca de La Vega del Guadalquivir, con gran aceptación.

El autor aprovechó para transmitir a los asistentes la importancia de "inculcar la lectura a nuestros hijos, leyendo con ellos, al menos cinco minutos al día, con libros acordes a su edad; no sirve de nada que un niño de 12 años lea a García Lorca. La lectura hace a las personas más libres y, en consecuencia, más felices".

Modificado por última vez en Viernes, 14 Diciembre 2018 11:29
Inicia sesión para enviar comentarios
Mantersol

Nuestras Firmas

soniarovira sergiogarcia emiliodominguez merchepena jesusalinquer myriamarmela franciscotubio silviacabello ongouzal juansegovia manololeon BannerBernabe